viernes, noviembre 19

19·11 ~ Día 121 | Un mundo feliz


«-Imaginen un tubo que encierra agua a presión. Practico en el mismo un solo agujero. ¡Qué hermoso chorro!

Lo agujereó veinte veces. Brotaron veinte mezquinas fuentecitas.


Madre, monogamia, romanticismo… La fuente brota muy alta; el chorro surge con furia, espumeante. La necesidad tiene una sola salida. «Amor mío, hijo mío.» No es extraño que aquellos pobres premodernos estuviesen locos y fuesen desdichados y miserables. Su mundo no les permitía ser juiciosos, virtuosos, felices. Con madres y amantes, con prohibiciones para cuya obediencia no habían sido condicionados, con las tentaciones y los remordimientos solitarios, con todas las enfermedades y el dolor eternamente aislante, no es de extrañar que sintieran intensamente las cosas y sintiéndolas así, y, peor aún, en soledad, en un aislamiento individual sin esperanza, ¿cómo podían ser unos seres estables?»

Aldous Huxley, UN MUNDO FELIZ



Más de mí en donnormal @ hotmail . com

18·11 ~ Día 120 | La Luna es la misma

Inercia

1.- f. Falta de energía, desidia: su trabajo es tan rutinario que lo hace por pura inercia.


2.- MEC. Resistencia de los cuerpos para cambiar su estado de reposo o de movimiento sin la intervención de alguna fuerza.


Las botas empolvadas con arenas de ningún camino...
Los codos en el mármol de la ventana, muerta helada...
La mirada sorda, inútil entre sombras...
Y la Luna... ¿la Luna?... La Luna es la misma, la mía y la tuya... quieras o no.




PD: Aunque no deje constancia, os sigo leyendo a todos… No sé por qué no dejo constancia, creo que mis palabras han cogido frío de la noche en noviembre. Calma… y sinceridad.
PD2: Si supiera cómo poner vuestros links en mi diario… Soy una calamidad.

Más de mí en donnormal @ hotmail . com

17·11 ~ Día 119 | ¿Me ayudas?


- Pablo
- Dime
- No entiendo esto, ¿me ayudas?
- ¿De qué va?
- De Dios.
- Emmm... no sé nada de esa cosa...
- ¿Qué cosa?
- La cosa Dios...
- Ah... ¿pero es una cosa?
- Dios no existe, niña... Dios eres tú...
- Pues a mí nadie me adora...
- Cierto...
- Pues me voy.
- Bueno... ¡oye! Dios no existe, pero cree en él... te sentirás mejor.
- No te entiendo nada...
- Yo tampoco...


Más de mí en donnormal @ hotmail . com

16·11 ~ Día 118 | Sí... supongo...

- Hey
- We!
- Llevas lentillas?
- Mmm... gafas, a veces... (no me ves??!!)
- Ah...
- Estás empapada...
- Sí, llevo desde las 11 bajo la lluvia.
- ¿Y eso?
- No sé, me apetecía...
- Qué gusto...
- ¿Por?
- Porque haces lo que te da la gana...
- Como todos.
- Sí... supongo...


Más de mí en donnormal @ hotmail . com

15·11 ~ Día 117 | Un coche

Mi padre se ha comprado un coche... muy grande, muy caro, muy coche.

Siempre le gustó aparentar lo que no es... y, como dice mi abuelo, "así no se puede vivir"... si yo te contara, querido abuelo... si yo te contara.

PD: Si tengo un hermano, se llamará Mario... dicen.


Más de mí en donnormal @ hotmail . com

domingo, noviembre 14

12·11 ~ Día 114 | Así el amor


Como la zarpa que lava a la cría y desgarra a la presa
Como el viento que arrasa y la brisa que expresa
Así va el ciego latir, dando palazos entre amores de ogros
Así el amor, que ni ayuda ni hunde, que ni salva ni aprieta
Que flota y resurge, que se acerca entre tretas
Que te escupe a los ojos y remueve entrañas
Así te ata, entre redes de lava, con sentíos canela
Y ni procura el bien, ni entiende gesto, ni habla lengua
Solo llega y manda, como tirano en celo
Y tú obedeces… o engañas…
Y no hay consuelo.


Más de mí en donnormal @ hotmail . com

10·11 ~ Día 112 | Tranquilo


Transparente
Riguroso
Amable
Novato
Querido
Útil
Inseguro
Loco
Obstinado

Yo.


Más de mí en donnormal @ hotmail . com

08·11 ~ Día 110 | ( . )

- Pabloooo…
- :-)
- ¿No me dices nada?
- Pfff… no tengo mucho por decirte…
- Con lo que hablo contigo cada domingo puedo rellenar media hoja
- …
- Imagina las vidas que me hacen falta para rellenar un libro…
- Muchas

Papá, ¿ahora te das cuenta de que no tienes hijos?


Más de mí en donnormal @ hotmail . com

05·11 ~ Día 107 | N

A veces te encierras en urnas que no son de cristal, ni están vacías… así que tienes que seguir imaginando cómo será el exterior… e intentar salir de ellas cuanto antes.

A veces los caminos se mueven y eres tú el que te tienes que parar.


Más de mí en donnormal @ hotmail . com

04·11 ~ Día 106 | Los viejos tiempos

“A las once en RENFE!!” …
… y ahí estaba yo, a las once, esperando a alguien, no sabía quién, con quien compartí clase durante años…

Pasé media hora en la escalera, helado, esperando… y no venía nadie, hasta que aparecieron, entre risas, tres de las cuatro chicas con las que mejor me llevaba, guapísimas, estupendas, mágicas.
Nos pusimos a hablar de todo al instante, avisamos a algunos otros y al rato apareció la cuarta chica, mi cuarta, con esa sonrisa eterna y esos ojos claros que tumban, ese buen rollo que contagia solo con pasar a su lado.

Pues sí, era cena de clase, pero éramos cinco, así que desde aquel instante decidimos llamarlo “reunión espontánea”… “y que nadie se entere…” …

- Emmm… somos cinco…
- Jaja… y nosotras veníamos en el autobús diciendo que mínimo quince: “sí, sí, tía… diez o quince mínimo”, jajaja…
- ¿Pero a quién habéis avisado?
- …
- …
- Es que dijimos “avisamos a tal, tal y tal… que lo avise la que se lo cruce”… y nadie se ha cruzado con nadie…
- Bueno, que este rotundo éxito de organización no salga de aquí…
- Bah, es un éxito, una cena a la que solo van los organizadores…
- Qué birria, jaja…
- ¿Qué cena?... Esto es reunión espontánea… pasábamos por RENFE y coincidimos… ¿a que sí, B?
- Claro… Pablo, esto es reunión casual, no jodas…
- Si yo eso lo sabía desde el primer momento… a ver si os creéis que estaba aquí esperándoos…

Y de ahí al turco… Arroz frito con tomate y xxxx, pan de xxxx, y bocadillo de pollo y xxxx … bueno, estaba todo muy rico, así que mejor no complicarse más en explicaciones.
V. no paraba de hablar, es genial, sigue igual que en primero de EGB, con su locura y sus historias… B. y yo básicamente escuchábamos, y A. y L. se peleaban por las aceitunas... hubo tensión, sí.

Fotos, risas, frío y los primos de V. que se unen. Después apareció otra chica, Noséquien, y terminamos en un portal. Alcohol, porro y una charla estupenda sobre lo que éramos, y cómo y por qué… y lo mismo enfocando al futuro. Nos dimos cuenta de que todo sigue igual, solo que echándonos de menos.

PD: La noche siguió… pero no es narrable.

Más de mí en donnormal @ hotmail . com

miércoles, noviembre 3

03·11 ~ Día 105 | Sólo palabras


Mi Guernica

En la guerra del sentir me embarré,
Atrincherándome tras su arena,
Rozando eléctrico esa tela aceituna
Tiritando, helado, confundido, fanático, timado
Sólo esperando, solo, sin casco, sin casa.

Sin armas volando entre pechos roídos,
Con almas sin horma ni zapatos ni pies
Sólo sed. Sed ardiente que desgarraba la piel
Navaja plata que cuarteó sin siquiera rozar
Cálido soplo en lo erógeno hurtado, tuyo al fin.

Y así me atisbaste desde lo alto, linda paloma de mi Paz
Portando portentosa nada más que blancor en tu arribada
Puliendo diamantes que caían y me lloraban con postración
Y que besé allí esperando, solo, sin casco, sin casa.
Hambriento de ti, harapiento de mí, balbuceando ido poemas de amor.

¿No soy parásito con tino entre tus plumas de mar?
Si con acuarelas estrambóticas pintas el gris y el ocre
Si camelas al destino surcando mis aguas calmas, tu patria de oro.
Si me enseñas la verdad, el camino, el árbol con manzanas que sí hay que morder
Llévame… ¡Llévame! Arrástrame vencido hasta la raíz misma de tu plantío

Guernica en mi rutina, olivo en la pasión,
El timado fanático del latir guerrero derrumbó fortines por ti
Y su huella fue más grande que nunca en el barro
Caminando sin control, secuestrado en tus hilos que dictan el amor
Marioneta tonta infiel a sus maderos en vida, petulantes.

Y ahora está aquí, esperando, sin arena ni aliento blanco
Acunando los diamantes que lanzaste culposa aquella noche de quejidos
Y ahora estoy aquí, gigante cabezón, víctima de ti
Esperando que, por una maldita vez, la trampa y el cartón
No sean más que el disfraz de aquellos que nunca supieron amar






PD: A veces el amor es la más célebre paz... porque siempre la vida es la guerra más cruenta.